ECOMMERCEMARKETPLACE

El truco de retrasar el Prime Day: Amazon planea temporada de rebajas también en verano

0

La semana pasada os informábamos de que Amazon había retrasado oficialmente el Prime Day dos meses, por lo que este año se celebraría en septiembre. Bien, pues aunque su mayor fiesta de descuentos se celebre después de verano, el gigante estadounidense no piensa esperar para ofrecer descuentos: está planeando una campaña de rebajas en verano. Aunque todo esto llega sin sorpresas ya que Amazon ya había advertido que planeaba un “black friday” hasta finales de año.

La compañía señala que es una estrategia para “permitir a los comerciantes vender el stock adicional que puedan haber acumulado durante la pandemia“, según adelanta The New York Times. Pero, ¿qué objetivo oculto tiene esta campaña veraniega?

Todo apunta a que Amazon busca sacar más tiempo para aumentar sus capacidades de cumplimiento y recuperarse de los estragos del COVID19. Puede ser que el gigante pilotado por Jeff Bezos no llegue a julio (la fecha habitual del Prime Day) al 100% y esto podría concluir en que no sea capaz de gestionar la demanda.

Pero por otro lado, el gigante del ecommerce quiere establecerse como la opción más rápida de comercio electrónico a los ojos de los consumidores, y aquí entraría el juego la campaña de verano.

Amazon es muy estricto con los tiempos de entrega, pero el COVID19 también le ha atropellado y ha sido incapaz de cumplir con los plazos logísticos. Esto ha podido impulsar a muchos usuarios a recurrir a otros actores de la competencia de Amazon que ofrecían entregas más rápidas.

Además, al desbordamiento que ha sufrido toda la cadena logística a nivel general, se suma la decisión de Amazon de entregar solo productos de primera necesidad en algunos países, lo que ha implicado que muchos usuarios hayan tenido que esperar algo más de una semana para recibir su paquete, lo que le ha podido costar la lealtad del cliente, según señalan expertos del sector.

La oferta de verano le permitiría a Amazon atraer ventas de los consumidores y demostrar que vuelve a ser competitivo y puede proporcionar velocidades de entrega más rápidas. 

Los consumidores pueden estar interesados ​​en un evento de ventas de Amazon, aunque carezca del marco Prime Day, porque el precio es el factor más importante para los compradores estadounidenses del marketplace. Esta ecuación daría como resultado que los consumidores hagan más compras en Amazon, que éste puede cumplir con sus plazos de entrega y “limpiar su imagen”.

Además, entra en juego otro factor: si el Prime Day se retrasa hasta septiembre, y Amazon no realiza otra venta este verano, su competencia seguramente organizará sus propios eventos para atraer las ventas de los consumidores que esperaban comprar en el Prime Day. La oferta de verano debería permitir a Amazon competir por las ventas del verano, al tiempo que conserva el Prime Day para explotarlo en septiembre.


Suscribir


Laura Quelle
Vivo en un constante brainstorming y me apasiona la comunicación en todas su formas. Con 3 años descubrí el café y fue uno de mis mejores descubrimientos tempranos. Puede que sea el culpable de que mi mente vaya a 1,000kh/h.

Meliá presenta los primeros hoteles-piloto de su programa “Stay Safe With Melia”

Previous article

Resumen de las noticias más destacadas de la semana ecommerce [#25/05]

Next article

You may also like


Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

More in ECOMMERCE