ECOMMERCEMETODOS DE PAGO

«La PSD2 nos va a ayudar a hacer que el e-commerce sea más seguro»

0
Alberto López, Director CyberSecurity & Intelligence Solutions at MasterCard

Alberto López, Director CyberSecurity & Intelligence Solutions at MasterCard

Hasta la llegada de la pandemia había una división entre compras físicas y compras online que se ha ido difuminando a lo largo de 2020. El confinamiento nos llevó a reducir muchísimo las compras físicas y al mismo tiempo veíamos cómo crecían las compras online.

Entrevistamos a uno de los máximos expertos en epayments de España para conocer el cambio ocurrido en el ecosistema digital español en el último año y medio a raíz del COVID.

Ecommerce News (EcN): Se cumple 1 año y 3 meses desde el inicio de la pandemia. Desde el privilegiado punto de vista de una empresa como Mastercard, ¿cómo ha avanzado el eCommerce en este tiempo?

Alberto López (AL): Estos datos los recogimos en un estudio que hizo Mastercard en el que registramos durante el último año un gasto de 665 millones de euros en compras online. Dicho de otra manera, 1 de cada 5 dólares que se gastaron fueron para compras online y en 2019 fueron solo 1 de cada 7 dólares.

A lo largo de 2020 hemos visto a muchos comercios moverse hacia una digitalización que no tenían prevista, y las tiendas físicas que no tenían canal online tuvieron que abrir sus puertas digitales para seguir vendiendo. Ahora, estamos viendo que la digitalización se ha convertido en una tendencia casi permanente.

Alrededor del 30% de los comercios que iniciaron esa digitalización la siguen manteniendo, porque claramente les da ventaja. Todo esto no solo está siendo una tendencia en España, sino que lo estamos viendo en todo el mundo. Esa digitalización ha venido para quedarse, así como las compras online en nuestro día a día. Hasta el año pasado no estábamos tan acostumbrados a comprar online, incluso podíamos encontrar gente que nunca había hecho una compra a través de Internet. El cambio se ha visto ahora que empezamos a ver la luz al final del túnel, porque la tendencia ha perdurado y creemos que se va a mantener a la larga. Hay sectores como el de la alimentación que crecieron en torno a un 70-80% por la necesidad de comprar en supermercados o pedir comida de restaurantes y creemos que también se va a mantener.

El comercio electrónico en el mundo ha crecido en torno a un 25-30%, un dato muy relevante. El reto ha sido global y por tanto todos los consumidores han visto cómo las compras a través de eCommerce eran una tabla de salvación para las personas que no podían adquirir algunos productos en establecimientos físicos con las tiendas cerradas.

EcN: Una de las lecturas que nos deja es ese consumo responsable; esa mirada hacia el pequeño comercio por parte de los usuarios. ¿Compramos más responsablemente?

AL: Desde Mastercard realizamos un estudio donde vimos que el 70% de los negocios atravesaban dificultades precisamente provocadas por la COVID y que había una necesidad de apoyo a estas pequeñas y medianas empresas. Esto los clientes lo han percibido.

De acuerdo con un estudio que realizamos en el pasado año, el 70% de los españoles están gastando más dinero ahora en el comercio de su barrio de forma consciente, precisamente para ayudar a activar esa economía de los pequeños comercios. Casi la mitad de la población afirma que, desde que comenzó el confinamiento han descubierto nuevos comercios en su vecindario. Y el 73% de los encuestados asegura que continuará comprando en los comercios de proximidad.

EcN: ¿Qué campañas lanzó Mastercard para impulsar el consumo responsable? 

AL: Nos hemos acercado mucho a las PYMES y hemos realizado campañas para acercar el comercio local a los consumidores. Una de ellas fue “Seguimos en el barrio gracias a ti” que desarrollamos en colaboración con el Ayuntamiento de Madrid y la Confederación del Comercio Especializado de Madrid.

Esta campaña se realizó en septiembre del año pasado y tenía como objetivo incentivar también que todo el pequeño comercio pudiera aceptar los pagos con tarjeta, que en esos momentos aportaba seguridad, y, a la vez, que se estimulaba el consumo en dichos establecimientos. 

En mayo de 2020 anunciamos nuestro compromiso de conectar a 1.000 millones de personas y a 50 millones de PYMES a la economía digital para el año 2025, que actualmente están excluidas. 

Otra de las campañas que hemos lanzado por los efectos de la COVID se centraba en ofrecer las herramientas necesarias para la digitalización de los comercios y su aseguración. Durante todo el 2020 ofrecimos de forma gratuita una de nuestras soluciones de ciberseguridad que se denomina Risk Record, precisamente para que los pequeños comercios, las Administraciones Públicas o la Sanidad pudieran utilizar esta herramienta para ayudar a detectar la vulnerabilidad de su sistema. Este camino hacia el comercio electrónico ha hecho que la ciberseguridad cobre un mayor protagonismo y, por eso, desde Mastercard quisimos aportar nuestro granito de arena.

EcN: La pandemia también coincide con el despliegue de la PSD2 y la SCA. ¿Ha contribuido a una mejor transición?

AL: La PSD2 ha sido un reto para todos, tanto para los comercios como las entidades financieras. Se esperaba que el 1 de enero de 2021, después de algún retraso adicional, estuviera en marcha la normativa. Esta permitiría que las compras online fueran todavía más seguras en Europa. 

A pesar de las bondades de esta norma, ha sido un reto para todas las personas que trabajamos en este entorno, así como los comercios y las Administraciones. También es verdad que llevábamos trabajando con este sistema bastante tiempo, con formaciones, información y herramientas para ayudar a que la transición fuera lo más fácil posible. En los primeros meses de 2021 nos ha tocado a todos trabajar duro, pero se ha conseguido una puesta en marcha progresiva a lo largo de distintas etapas, lo que ha contribuido a que el impacto haya sido mucho menos de lo inicialmente esperado. 

La PSD2 es una norma compleja, incluso diría que ha sido más compleja de lo que los propios reguladores podían imaginar. Hemos conseguido llevarla a cabo con éxito, todavía hay cosas que mejorar, pero lo peor ya ha pasado. Los clientes ya se están acostumbrando a la doble autenticación en las transacciones y poco a poco la normalidad en las compras online ha vuelto.

EcN: ¿Por qué algunos grandes aún no cumplen con esta normativa?

AL: Es una afirmación muy amplia que habría que analizar caso por caso. Aunque es cierto que uno de los problemas que ha habido a nivel europeo –hay que tener en cuenta que el eCommerce cada vez es más global y sin fronteras- son las distintas velocidades a la que se ha ido implantando la PSD2. Esto es lo que ha generado esa sensación de que no todo el mundo estaba igual de preparado al mismo tiempo.

Después de cinco meses, los países europeos ya han implantado la norma europea de la PSD2 y estamos todos siguiendo el mismo camino. El único país que todavía no la tiene lista es Reino Unido, pero ya lo había anunciado y la fecha final será marzo de 2022.

EcN: ¿Qué soluciones puede aportar Mastercard para la adaptación de la PSD2?

AL: Precisamente aquí es donde Mastercard sigue trabajando. Una cosa es cumplir la norma, que, como digo, todo el ecosistema español está cumpliendo con ella, y otra cosa es hacerlo con una buena experiencia de usuario.

Estamos trabajando mucho en el proceso de autenticación. Mastercard colabora para la creación del nuevo protocolo de EMV-3DS que es el que se utiliza para la autenticación de los clientes, y somos los que estamos implantando la posibilidad de que los usuarios no siempre tengan que estar autenticándose. La propia normativa de la PSD2 permite aplicar excepciones, de tal manera que si el cliente cumple determinadas condiciones no sea necesario. Mastercard está aportando soluciones basadas en Inteligencia Artificial como Decision Intelligence o Smart Authentication que ofrece un scoring de riesgo de cada transacción y cada intento de autenticación a los emisores, para que los bancos puedan tomar la decisión.

También estamos trabajando en la identificación de los clientes con una solución basada en biometría del comportamiento, NuDetect. Con esta solución analizamos más de 100 parámetros diferentes y somos capaces de saber si la persona que se está conectando a nuestra web o app es realmente el titular de la tarjeta o es un hacker.

Algunos de los comportamientos que analiza son desde dónde accedemos, cómo cogemos el ratón o el móvil, a qué velocidad tecleamos la contraseña, etc. Queremos no solo cumplir con la norma sino hacerlo con la mejor experiencia para el usuario.

EcN: Mastercard acaba de lanzar una tarjeta con Criptan para pagar en criptomonedas, ¿por qué apostar por las criptomonedas? 

AL: Las criptomonedas están en boca de todo el mundo, mientras que antes eran algo muy de nicho. Ahora vemos que cualquier persona del mundo podría estar interesado o ha escuchado noticias sobre el tema. Por tanto, es algo globalizado. 

Mastercard es una empresa de pagos tecnológica que trabaja en ofrecer pagos sencillos, seguros y rápidos. Además, trabajamos para ofrecer soluciones con la mejor tecnología, de la mejor manera posible y que facilite la elección del método de pago que más le interese al cliente. La estrategia de Mastercard va más allá de las tarjetas, queremos dar total libertad de elección al cliente para que decida el método de pago que quiere utilizar.  

Hay aspectos que en Mastercard siempre tenemos en cuenta como:

  • Protección del consumidor. Tenemos que estar siempre atentos a que el consumidor que utilice medios de pago seguros, que estén protegidos frente a robos y no tengan ningún problema desde el punto de vista de seguridad.
  • Cumplir la normativas. Tenemos que ser los primeros en cumplir con todas las normativas vigentes con respecto al lavado del dinero o todo lo que tiene que ver con la identificación de los clientes. 
  • Soluciones estables. Con esto quiero decir que si compro un producto en una tienda por 100€ y mañana lo quiero devolver, esta tiene que seguir valiendo 100€. No podemos permitir que al cliente le ofrezcan un valor menor, porque la moneda haya fluctuado. 

Cumpliendo con estos tres grandes ejes, nuestra política es que las personas elijan cómo quieren pagar y con qué quieren pagar. 

EcN: ¿Cómo funciona la tarjeta de las criptomonedas?

AL: Con Criptan hemos desarrollado una tarjeta para que los clientes puedan utilizarla allí donde se acepta Mastercard. De tal manera, que un cliente que tenga criptomonedas con la empresa Criptan, da igual el tipo de moneda que tengan, pueda usarla en cualquier comercio físico u online.

Es muy sencillo, porque Criptan se encarga de los cambios de moneda. Cuando utilizas la tarjeta para pagar en un comercio lo que pagas es con euros, lo que hace Criptan es traducirlos o cambiarlos a criptomonedas. De una forma totalmente automática el cliente puede hacer uso de sus criptomonedas en cualquier comercio. 

EcN: ¿Y qué futuro le depara al oscilante mundo de las cryptocurrencies?

AL: Estamos empezando a vislumbrar las capacidades que nos ofrecen todo el ecosistema de las criptomonedas y los criptoactivos. Es un tema apasionante y complejo al que le queda mucho camino que recorrer. 

La mayoría de las noticias que vemos por ahora están relacionadas con un proceso de inversión, en el que la gente compra y vende un determinado producto; en este caso una criptomoneda. Todavía no se está utilizando de forma masiva como un método de pago, sino que más bien se está utilizando desde un punto de vista especulativo. 

Según datos de Statista, en España un 9% de los ciudadanos tienen algún tipo de criptomonedas o las ha usado, lo que serían unos 4 millones de personas.  

El interés por los criptoactivos se ha registrado también por parte de los bancos centrales. Claramente, el movimiento de estos ha tenido tanta repercusión mediática que ha hecho que los bancos centrales empiecen a pensar si es realmente útil esa tecnología para empezar a aplicarla de una manera más controlada. Aquí es importante distinguir los tipos de criptomonedas que hay:

  • Monedas digitales emitidas por los Bancos Centrales. Este tipo de moneda es la que se está analizando por parte del Banco Central Europeo y que ya han puesto en marcha los bancos de China, Japón o Estados Unidos. China está haciendo ya algunas pruebas con el yuan digital. El más adelantado aquí es el Banco de las Bahamas que lleva desde febrero con su moneda digital en circulación; las Bahamas son muchas islas desperdigadas y el acceso al dinero en efectivo es un problema. Las monedas digitales van a llegar sí o sí, y es algo que todos los Bancos Centrales están estudiando. Mastercard lleva unos años poniendo a disposición de todos los Bancos Centrales nuestra tecnología. Hemos creado un Sandbox para que el ecosistema pueda probar cómo manejar y cómo utilizar esas monedas digitales que antes o después van a llegar a nuestros dispositivos móviles. 
  • Monedas estables. Estas suelen ser lanzadas por las empresas privadas, tenemos el caso de Facebook con Libra que está explorando la posibilidad de manejar una moneda dentro de su ecosistema.
  • Criptoactivos. En este grupo es en el que encontramos al Bitcoin, Ethereum o Dogecoin. Estas monedas están descentralizadas, no dependen de nadie, y tienen muchos colaboradores que de forma totalmente altruista quieren formar parte de esta red a cambio de una pequeña comisión (en el caso de Bitcoin). Todas estas opciones son las que hay encima de la mesa y no me atrevo a decir que va a pasar en los próximos años, porque queda mucho trabajo por hacer. 

EcN: Mastercard estaba trabajando en soluciones de pagos biométricos. ¿Cómo evoluciona esta área?

AL: Desde Mastercard buscamos encontrar nuevos métodos de pago que sean seguros y sencillos. En este sentido, la compañía siempre ha apoyado el uso de biometría, porque es uno de los mecanismos de identificación de los clientes más sencillos de utilizar. El cliente no tiene que hacer nada, solo tiene que permitir que se le haga un reconocimiento facial o hablar para pagar; así también evitamos que tenga que memorizar una contraseña. 

En este área tenemos muchas soluciones innovadoras. Una de ellas es nuestra tarjeta de pago biométrica que lanzamos ya hace unos años en Sudáfrica y con la que se están haciendo pruebas en otros países. Esta tarjeta tiene incorporado un lector de huella digital para que las personas puedan utilizarla sin tener que memorizar un pin.

Esta solución tiene muchísimos casos de uso y es muy útil para la inclusión financiera. En el caso de Sudáfrica se utilizó por varios motivos. En primer lugar, para ayudar a la población más desfavorecida que no tenían ningún tipo de estudio y no podían memorizar los números del PIN, porque luego no sabían identificarlos. En segundo lugar, permitía que la tarjeta solo fuera utilizada por el titular y así nadie podía hacer uso de la ayuda que le asignaba el gobierno a dicha persona.

También hemos trabajado con la biometría en los pagos a través del móvil con Google Pay o Apple Pay desde el 2016. Sobre todo ahora con la llegada de la PSD2 en el entorno online.

El futuro pasa por la biometría con sus diferentes aspectos, porque cada vez aparecen nuevas formas. Lo que sí será una tendencia común es el análisis multicapas, es decir, no solo analizaremos un factor biométrico, sino que lo haremos de varios factores paralelos para tener la mayor seguridad posible. 

EcN: Sabemos de la importancia de la inclusión y la sostenibilidad para la compañía. ¿En qué se traduce? 

AL: Para Mastercard sin duda alguna es una prioridad absoluta tanto la sostenibilidad como la inclusión financiera y desde hace años llevamos trabajando en esta línea. De hecho, nos centramos no solo en hacer bien nuestro trabajo, sino que tenemos que hacerlo aportando valor a la sociedad y haciendo que esta sea mucho más sostenible e inclusiva. 

Con nuestra iniciativa Priceless Planet Coalition buscamos aunar esfuerzos por parte de todos, incluidos nosotros y las grandes corporaciones, para plantar más de 100 millones de árboles en los próximos 5 años. 

Hace poco lanzamos una Calculadora de Huella de Carbono que permite saber lo que contaminamos con cada una de nuestras compras. Es algo novedoso que hemos hecho gracias a la Fintech “Doconomy”. Lo que pretendemos es que los clientes cada vez sean más conscientes de la huella de carbono que generan con los diferentes productos que compran. 

También trabajamos en aspectos clave como los materiales de nuestras tarjetas. Hasta ahora hemos estado haciendo nuestras tarjetas con PVC y según las cifras se crearían seis millones de tarjetas de pago al año en todo el planeta por las diferentes marcas del mercado. Lo que estamos investigando en Mastercard son nuevos métodos y materiales con los que poder hacer tarjetas que son mucho más ecológicas. Hemos creado un sello ecológico para incluirlo en aquellas tarjetas de crédito y débito que tengan una forma de fabricación sostenible. 


Suscribir

Samuel Rodríguez
Periodista a cargo de Ecommerce News desde 2012. Inquieto. En el camino, creé otros medios, como @BigDataMagazine y @CybersecurityNews. Organizador de cientos de eventos profesionales. Ahora con un pie en Portugal y otro en México... Muy del @GetafeCF

La UE congela su proyecto de tasa Google tras el acuerdo del G-20

Previous article

eBye, bye… como en 2009

Next article

You may also like

Comentarios

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

More in ECOMMERCE