MARKETING & SOCIALSOCIAL MEDIA MARKETING

Cómo depender en exceso de Facebook puede costarte millones y hacer que desaparezcas

2

Que las redes sociales son hoy en día uno de los principales canales de difusión de contenido y generación de leads es un hecho. Desde hace años se han convertido en un referente y las empresas lo saben, invirtiendo importantes cantidades de dinero y recursos para ellas. Pero ¿qué ocurre cuándo lo fías todo a una? Pues que pueden pasar cosas como las que os voy a contar.

Leyendo Twitter como muchas mañanas me apareció un tweet de nuestra gran amiga Elena Gómez del Pozuelo que retuiteaba un hilo de Joe Speiser, emprendedor estadunidense, fundador de 5 compañías que actualmente se dedica al mundo del Venture Capital. Speiser fundó en el año 2014 LittleThings, una empresa de entretenimiento focalizada en productos de belleza para mujeres, que generaba más de 75 millones de dólares en ingresos y contaba con 110 empleados y un canal OTT propio que estaban desarrollando.

LittleThings, explica Speiser, estaba construido y pensado para ser difundido en Facebook. “Nuestro crecimiento fue sobresaliente, y nuestro tráfico y vídeo-reviews se disparaban más allá de Buzzfeed, ABC, CNN, Huffpo y Fox” añadía. Se convirtieron en expertos en sacar el máximo partido al newsfeed de Facebook con artículos, vídeos y stories sobre el sector feel-good. En su pico llegaron a tener unos datos tan espectaculares como estos:

  • 20 millones de seguidores en redes sociales
  • 40 millones de usuarios según Comscore
  • 15 millones de visualizaciones al mes a programas en directo
  • 900 millones de visualizaciones al mes de vídeos

Sus shows en directo incluían más de 4 horas de contenidos originales con una agenda de programas única. Su relación con Facebook era constante y cercana, incluso la compañía fundada por Mark Zuzckeberg presentó a LittleThings en una de sus conferencias F8 como ejemplo de “Cómo construir un medio”. Las cosas les sonreían.

En febrero de 2018, cuenta Joe Speiser que Facebook realizó un cambio importante de su algoritmo. No era algo extraño para LittleThings, que estaba acostumbrado a los cambios de algoritmo, a los que se adaptaban y por lo tanto, no les preocupaba inicialmente. Sin embargo, en esta ocasión, todo fue diferente.

Contactos de alto nivel en Facebook les hicieron llegar un mensaje que iba a cambiar para siempre a LittleThings. Básicamente a Mark Zuckeberg no le gustaba contenido “esponjoso” que hacían y buscaba algo más “serio”. El fundador de la compañía buscaba ser una red más “seria”, y conseguir contenido de más actualidad (anteriormente eran actualizaciones de familiares y amigos, contenidos virales agradables, etc).

Esto provocó básicamente una caída de un 90% del tráfico orgánico que les llegaba a través de Facebook. Y la respuesta que recibieron de por qué ocurría eso fue demoledora: “Este es el nuevo enfoque que queremos dar a la red social”. A partir de ese momento, FB quería noticias más potentes y artículos de opinión, y si querían conseguir más tráfico deberían pagarlo a través de Facebook ads.

Ellos ya gastaban en torno a 4 millones de dólares al mes en ads por lo que desde Facebook entendieron que podían gastar más, pero lamentablemente para LittleThings, el margen de ads vs orgánico fue simplemente “dramático”.

Y es que el margen del tráfico pagado rondaba el 10-20% mientras que el orgánico se situaba en el 90%. Sin esos márgenes, echando cuentas, era evidente que no podían mantener sus más de 100 empleados, el alquiler de su oficina en Nueva York o los estudios de vídeo en directo. “Era una sentencia de muerte” explica Joe Speiser.

Leyendo la historia me quedé pensando en cómo esta situación es al fin y al cabo un reflejo de la vida. Cómo puede cambiar todo de un instante a otro. Pero al contrario de muchas otras situaciones, las empresas sí pueden hacer algo al respecto. La lección que nos enseña esta historia es que no es bueno depender únicamente de algo. Ya no solo Facebook, sino de una red social, un canal, una empresa, etc. Porque si de eso que dependemos de un día para otro se nos cae, nuestro negocio también lo hace. Así que sí, en la medida de lo posible, DIVERSIFICAR.


Suscribir


Pedro Pablo Merino
Periodista licenciado en Ciencias de la Información, Socio Director y Co-fundador de Ecommerce News, el mayor medio de comunicación de España y Latinoamérica especializado en información sobre comercio electrónico, marketing online y economía digital. Con más de 130.000 usuarios únicos mensuales, está dirigido a todos aquellos profesionales con intereses en el comercio electrónico, marketing online, mobile commerce…Los usuarios pueden encontrar en Ecommerce News un portal de noticias, diversas revistas digitales y en papel, canal de TV, eventos, aplicaciones, etc.

El mercado de ropa de segunda mano comienza a encontrar su hueco

Previous article

Freshly Cosmetics consigue elevar hasta el 98,5% su tasa de aceptación de pagos

Next article

You may also like


2 Comentarios
  1. El artículo muestra que es importante saber diversificar y nunca jugar una sola carta, y lo representa con el ejemplo de una empresa estadounidense liderada por Joe Speiser, LittleThings. Supongo que tras el terrible error que cometió al apostar únicamente por depender de Facebook, Joe intentó optar por depender de varios canales, redes sociales, etc. Como comenta el artículo, generaron mucho contenido y Facebook trató de adaptar todo eso a «contenido más serio y actual» para dar mayor visibilidad al mismo. También demuestra el terrible error de Joe al no prestar mucha atención a los eventos y cambios que estaban ocurriendo.The article is very useful to be able to see the mistakes that great entrepreneurs have made, analyze them and thus avoid making them again.

  2. Este artículo advierte de lo malo que es apostar todo a uno, y muestra que es importante y resolutivo saber diversificar.
    Cuenta que una empresa estadounidense dirigida por Joe Speiser, Little Things, apostó únicamente por Facebook y cometió un error.
    Se comenta que Joe intentó depender no solo de un canal si no de varios canales incluyendo las redes sociales, y aun generar mucho contenido Facebook quiso adaptar todo a un solo contenido para dar una mayor visibilidad al mismo.
    Este artículo sirve para detectar y entender que errores puedes cometer en apostar todo a un solo canal y depender de ello ya que si ese canal falla, lo pierdes todo. También el artículo es útil para ver los errores que han cometido hasta los grandes emprendedores, conocerlos y así poder evitarlos.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.